Tanque anfibio de 1923

Pueden encontrarse cosas la mar de curiosas simplemente revisando viejas publicaciones. Cuando digo viejas, me refiero a vetustas de verdad. He aquí un ejemplo. Me encontraba ayer por la tarde terminando el habitual artículo mensual para Historia de Iberia Vieja, esta vez relatando el viaje que Einstein realizó a España en 1923, cuando, en el número del 2 de Marzo de 1923 de la revista Nuevo Mundo, me he cruzado con este cacharro tan especial. No he dudado en adjudicárselo a TecOb. He realizado una transcripción del texto que acompaña a las fotografías en la revista original que, espero, haya sido correcta porque no se leían muy bien algunas de las frases (lo que está claro es que los datos parecen bastante exagerados). El paso del tiempo no perdona a nadie…

img

Un nuevo elemento de guerra.– EL “TANQUE” ANFIBIO

Pruebas del nuevo “tanque” anfibio adoptado por el ejército norteamericano. Este “tanque”, que pesa seis toneladas, va armado con cuatro cañones de 75 milímetros y tiene capacidad para diez soldados; puede alcanzar en tierra una velocidad de 30 millas por hora, y en agua navega a razón de 20 millas en igual tiempo. En las fotografías que ilustran esta plana se ve la operación de quitar al tren de ruedas del “tanque” la correa de transmisión antes de entrar en el agua; el “tanque” cruzando el río Hudson y, por último, el “tanque” salvando obstáculos en un bosque.

Comparte este contenido...
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPin on PinterestEmail this to someone


PRÓXIMO ARTÍCULO:
»
ANTERIOR ARTÍCULO:
«